FELIZ NAVIDAD DESDE Thermomix® "KRINGLE ESTONIA"

#Navidad 14 diciembre 2017


KRINGLE ESTONIA DE CANELA Y NUECES


Os presento un nuevo postre para estos días de Navidad, suave, ligero, muy fácil de hacer con Thermomix® y sobre todo delicioso.


El Kringle es un pastel al que se le da inicialmente forma de trenza y se finaliza en forma de corona.


Se trata de una masa no excesivamente dulce ya que ese punto lo aporta el relleno. Se rellena tradicionalmente con una mezcla de mantequilla, canela, azúcar, nueces y pasas,


 Es tradicional de los países escandinavos. Su nombre de hecho proviene de la palabra “kringla”, que en nórdico antiguo significa anillo o círculo. Es considerado como una versión escandinavo del “Pretzle” por su forma anudada o de trenza. Se prepara tradicionalmente en estas fiestas Navideñas, pero también con ocasión de celebraciones a lo largo del año.


INGREDIENTES PARA LA MASA:


300 gr. de harina de fuerza


15 gr. de levadura fresca de panadería


Un pellizco de Sal


120 ml de leche


30 gr. de azúcar


1 yema de huevo


30 gr. de mantequilla a temperatura ambiente


INGREDIENTES PARA EL RELLENO:


50 gr. de mantequilla “a punto pomada”


60 gr. de azúcar moreno


2 cucharadas de canela en polvo


75 gr. de nueces picadas y pasas.


PARA EL GLASEADO: 


1 clara de huevo (unos 30 gr.) 


50 gr.de azúcar glass


PREPARACIÓN:


1.- Masa:


Ponemos en el vaso el azúcar y la piel del limón. Programamos 10 segundos, a velocidad 10.


Con la espátula, bajamos los restos que hayan quedado en las paredes y en la tapa del vaso hacia las cuchillas.


Agregamos la leche, la mantequilla y la levadura. Programamos 1 minuto, temperatura 37º y velocidad 2.


Añadimos la yema de huevo y mezclamos durante 4 segundos,  velocidad 3.


Incorporamos la harina y la sal. Amasamos durante 2 minutos, en velocidad espiga.


Retiramos la masa del vaso, le damos forma de bola y dejamos reposar dentro de una bolsa de plástico hasta que doble su volumen (entre 1 hora y 1 hora y media, según la temperatura ambiente).


2.- Relleno:


Sin lavar el vaso, echamos la mantequilla, el azúcar y la canela. Mezclamos durante 30 segundos, a velocidad 2.


Precalentamos el horno a 180º.


Cuando la masa haya doblado su volumen, la ponemos entre 2 papeles de horno y amasamos con el rodillo hasta darle forma rectangular.


La untamos con la crema de relleno, espolvoreamos las nueces y las uvas pasas y enrollamos por la parte más ancha dejando los bordes sin untar para poder sellar la masa.


Cortamos el rollo por la mitad a lo largo, dejando unos de los extremos sin cortar y vamos cruzando la masa para formar un trenza de forma que el corte quede hacia arriba y unimos los extremos formado una rosca.


La colocamos en una bandeja de horno forrada con papel de hornear y horneamos a 180º, durante 20 minutos.


3.- Glaseado:


Preparamos el glaseado mezclando en un bol la clara de huevo ligeramente batida y el azúcar glas.


 Retiramos del horno y pintamos con el glaseado inmediatamente antes de que se enfríe.


Servimos cuando ya está frío.


           Espero que os guste la receta y desde aquí os deseo a todos                                               


                            "UNAS FELICES FIESTAS DE NAVIDAD"